Espacioteorico's Blog

Archive for the ‘Disonancia y aplicaciones’ Category

Introducción a la teoría

Como ya sabemos de que se trata el tema de la disonancia cognitiva, y lo hemos aplicado en distintos ejemplos cotidianos, iremos un poco más allá y en el texto que a continuación presentaré, conoceremos sobre como se descubre esta, que dice Leon Festinger, autor de esta teoría y como el la explica. Además, presento el tema desde una perspectia sicológica  como en sus inicios se da a conocer.   La información es conceptual y es adquirida de la web. Comenzemos entonces con las definiciones y la parte teórica.

El concepto de disonancia cognitiva, en Psicología, hace referencia a la tensión o desarmonía interna del sistema de ideas, creencias, emociones y actitudes que percibe una persona al mantener al mismo tiempo dos pensamientos que están en conflicto, o por un comportamiento que entra en conflicto con sus creencias. Es decir, el término se refiere a la percepción de incompatibilidad de dos cogniciones simultáneas.

El concepto fue formulado por primera vez en 1957 por el psicólogo estadounidense, de origen ruso, Leon Festinger en su obra A theory of cognitive dissonance.

La teoría de Festinger plantea que al producirse esa incongruencia o disonancia de manera muy apreciable, la persona se ve automáticamente motivada para esforzarse en generar ideas y creencias nuevas para reducir la tensión hasta conseguir que el conjunto de sus ideas y actitudes encajen entre sí, constituyendo una cierta coherencia interna.

La manera en que se produce la reducción de la disonancia puede tomar distintos caminos o formas. Una muy notable es un cambio de actitud o de ideas ante la realidad.

La reducción de la disonancia

La motivación para la reducción de la disonancia se debe a la tensión psicológica que un individuo tiene que soportar cuando su sistema cognitivo presenta una gran disonancia o incoherencia interna. Por ejemplo, una persona con valores y creencia morales inculcadas desde su infancia puede verse involucrado en acciones que él mismo rechazaría, por lo que se ve motivado a introducir valores superiores que justificarían su actitud.

  • Un ejemplo de esto es una persona que se ve involucrada en una guerra, muertes o torturas, y que por lo tanto justificarían su actitud defendiendo a la patria para evitar males mayores

leonMentalidad retributiva

En la toma de decisiones, es también muy importante el efecto de la disonancia cognitiva. Cuando    hay un esfuerzo o se produce un coste, lo consistente es que a este costo o penalidad le siga una recompensa apreciable.

Toda persona busca el éxito, que no es otra cosa que la recompensa ante el esfuerzo. Por el contrario, el fracaso es disonante; ocurre cuando al esfuerzo o costo no le sigue la recompensa.

En estos casos el individuo puede reducir la consiguiente disonancia buscando otra posible recompensa futura: sólo se aprende del error, esto servirá para evitar futuros errores… Otras veces, cuando se ha elegido una alternativa que no ha resultado lo satisfactoria que se pensaba, se pueden encontrar ventajas que antes no se habían detectado.

Por eso, después de una compra importante, el comprador suele valorar mejor el producto adquirido que antes de la compra

En filosofía, sin embargo, tal tipo de disonancia cognitiva no se interpreta como un fenómeno inherente al ser humano sino como una mentalidad procedente del pensamiento religioso como respuesta al malestar o al dolor. Tal mentalidad se conoce como mentalidad retributiva, debido a que se comprende como una retribución moralmente necesaria al esfuerzo, sacrificio y dolor que per se carecen de valoración. Es lo común  en el conjunto de las religiones de todo el mundo y forma parte como residuo en la mentalidad moderna en numerosos momentos de nuestra vida

Blenda Irarrázabal Sandoval.-

Anuncios

79La verdad no me gusta la web. Sólo me sirve para comunicarme con mis amigos y personas con las que necesito hacerlo.  Leer el diario,  ver algunos videos, en gerenal el uso que le doy a internet no es el óptimo ni el más inteligente.

Nunca me gustó mucho la distancia a la que conyeva el hecho de estar tras una pantalla.  Lo mucho que consume a los seres humanos y los aparta. Ahora llamamos ” Redes sociales” a facebook, twitter, Blogs, Messenger , ¿Cuál red social?, Si ahora hasta en la misma casa las personas se comunican a través de computadores. Ya no hay conversaciones amenas jugando a las cartas, tomando té, comiendo quequito a la hora de once. Estamos con un café, al lado del computador o notebook, las manos grasientas con comida y pasamos la mayor parte del tiempo frente a una cosa que no hace más que cohibir a las generaciones futuras.

Si bien, el buen uso de internet puede ser muy enriquecedor y útil, no creo que mas de la mitad de las personas que utilizan este medio, lo hagan por esta razón. Son pocos.

Entonces.. Pensando en que tenía que venir a escribir algo en el blog, porque si no obtendría otra nota roja, un 3, en la evaluación parcial. Pensaba en lo disonante y en lo mucho que me molesta esta situación. A ratos encuentro la teoría muy interesante, y pienso..”Escribiré o subiré esto”,y son buenas ideas,  pero luego pienso en la mínima cantidad de gente que lee esto, y con mis compañeros y sus blogs es lo mismo. En qué voy a aportar yo, con una página que ni siquiera alcanza para página, tratando de explicar la teoría de la disonancia cognitiva, si cuando si quiera la mencino la gente se espanta.

He aquí mi disonancia cognitiva, por una parte creo que es bastante interesante, aplicable, que a todos nos ha pasado, y los ejemplos están claros. Pero por otra parte pienso que es una lata escribir acá, trato de subir el material más adecuado, difundir este blog, agregarlo a twitter sin emabrrgo, escribo poco, bueno ahora un poco más porque debo hacerlo para tener nota azul.

Sin embargo todos los dias pienso ..”Hoy escribiré en el blog tal cosa, si! es interesante, quizás llame la atención”. Pero después justifico el no hacerlo, con toda la mala onda que expresé sobre internet al incio de esta entrada, y con mi flojera y mi falta de compromiso con este medio justifcandome con dichos como “ah!, a la noche lo hago.. ”  o “Mañana mejor, así tengo más tiempo”. ” Uh!, se me olvido, pero filo total para lo que sirve, si igual puedo tener buena nota en el otro 60% del ramo”.  Pero creo que como personas inteligentes, debemos aprender a reducir esa disonancia y dejar de lado esas justificaciones tontas.

Por lo tanto, pensé en ejemplificar esto como lo más claro que me ocurre y por lo cual tengo sentimientos encontrados. Aunque no deje de sentirme perdedora por usar un blog como diario de vida, y lo mucho que me desagrada las personas que hacen eso. Ceontando su triste vida e inspirando lástima. Creo que si tengo por obligación que hacer un blog, al menos dejar en claro que es lo que quiero transmitir, aunque lo lean 10 personas, que esas diez tengan una idea clara y precisa de la disonancia cognitiva.

Y quien sabe.. quizás termine siendo un amante de los blogs.

Saludos a todos, osea unos pocos.

–  En esta etapa les presentaré como se relaciona el marketing y la publicidad con la disonancia cognitiva. El ejemplo más claro es el de los fumadores. A continuación comenzaremos el análisis y descrubriremos como nuestra mente ha jugado un importante rol en nuestras decisiones.

Las personas que fuman conocen muy bien que hacer esto no es saluable,  y todos los componentes tóxicos del tabaco, además de lo caros y lo poco que los demás toleran a los fumaores, sin embargo lo siguen haciendo como si nada pasara.da. También es complicado para quienes dejan este hábito, pues la ansiedad puede produccior excitación e incluso sobrepeso.

En este caso quien tiene el hábito de fumar tiene dos opciones

  1. Cambiar su conducta, eliminando el tabaco en su vida  o
  2. Cambiar su disonancia cognitiva a consonancia congnitiva a través de autojustificarse utilizando frases como ” Me tengo que morir igual” o .. ” Lo dejo cuando quiero”  o en este sentido también puede evitar tener contacto con el problema o buscando información que refute la información que se le presenta, como por ejemplo: ”muchos fumadores viven más de 100 años” o “depende del organismo de cada uno”:

“Quien no obra como piensa terminará pensando como obra

Hay ciertas decisiones que pueden generar una gran tensión interna una vez que la misma ha sido tomada, es lo que se llama disonancia post-decisión. Según Festinger para que ocurra esto se ha de reunir tres condiciones.

(i) Que el tema sea muy importante
(ii) Que se demore mucho tiempo en seleccionar la decisión correcta entre dos opciones igualmente atractivas.
(iii) Que sea muy difícil revertir la decisión tomada.

La disonancia post-decisión se manifiesta cuando existen dudas después de realizar una acción. Es muy común que la gente inicie un período de investigación, consultas a familiares o amigos, o búsquedas en internet, y posts en foros de discusión, o blogs, sólo para reasegurarse de que se ha tomado la decisión correcta. Los blogs de coches, pisos o casa, gadgets caros, está lleno de disonantes congnitivos de este tipo.

III. La Disonancia Congnitiva en las empresas

Es aquí donde comprendemos porque  aveces, desistimos de escuchar y propiciar nuevas alternativas a los procesos, nuevos enfoques a los problemas, nuevas estrategias para conseguir nuevos objetivos.

Es así como se explica porque los empleados no prestan atención ni les interesa siquiera revisar lo planteado. De manera que estas son las frases más comunes cuando se intenta llegar a un público no dispuesto:

– Eso es una tontería
– No hay tiempo
– Está bien para los americanos, pero aquí nunca funcionará
– Nosotros hacemos las cosas de otra manera
– Eso ya se intentó aquí y no funcionó
– Tenemos otras prioridades
– No es el momento de hacerlo…

Es así como se manifiesta la autojustificación de no disponerse a revisar una nueva sugerencia.

Es así como surgen nuevos parámetros:

–  Existe disonancia cognitiva cuando queremos ser emprendedores o inversores y no damos los pasos que tenemos que dar, evitando la autojustificación y actuando con mayor libertad

–  La disonancia cognitiva explica también ciertas conductas de quienes estánn extremadamente endeudados. Cuando se adquiere un producto o servicio, encuentra lo que busca está pre-dispuesto a aceptar el precio. Pero una vez que lo ha comprado, o ha contratado, entra en juego la disonancia cognitiva y le hace dudar de todo (de la calidad, del precio, de las condiciones, etc.). Lo que adquirido, no es exactamente igual a lo que pensaba y le encuentra defectos.

Disonancia Cognitiva y Publicidad

Aquí nos detendremos porque desde este enfoque podemos relacionar nuestra teoría con la comunicación y es en la publicidad donde podemos demostrar con más facilidad cómo el marketing, acompañado del conocimiento de quienes consumen, actúa para atemperar la Disonancia Congnitiva, facilitando la justificación en las decisiones incongruentes a través de la “consonancia congnitiva“.

A continuación se presentan dos videos donde dos empresas tabalaqueras, intentan persuadir y vender a través de un punto de vista más formal y científico que el tabaco no es dañino.

Una consultora responsable da a conocer su estudio realizado por especialistas médicos competentes y personal médico acerca de los efectos de fumar Chesterfield. Un grupo de personas fumaron solamente durante solo seis meses Chesterfield la cantidad normal (de 10 a 40 por día). El 45% del grupo había fumado entre 1 y 30 años, es decir, un promedio de 10 años cada uno. Al comienzo y al final del período de seis meses se sometió a todos los individuos a un estudio médico exhaustivo que incluía Rayos X, senos nasales, garganta, nariz y oído.

Una vez examinados todos, el médico especialista a a cargo, dijo que en su opiñión los oídos, nariz, garganta y órganos accesorios de todos los individuos examinados por él no se vieron afectados adversamente en el período de seis meses por fumar los cigarrillos suministrado

Si tuvieran que seguir a un médico muy ocupado en sus visitas diarias, realmente sería muy difícil seguir su ritmo. El tiempo de descanso para muchos médicos supone muchas veces tener tiempo suficiente para disfrutar de un cigarrillo. Y como ellos saben el placer que supone fumar un cigarrillo suave y con más sabor, son muy exigentes a la hora de elegir marcas.

En un Estudio nacional, que se realiza regularmente, se formuló la siguiente pregunta a médicos de todas las especialidades y regiones del país: ¿Qué marca fuma usted, doctor?. Una vez más la marca mas nombrada fué Camel. Según este estudio nacional repetido, los médicos fuman más Camel que otras marcas.

¿Por qué no cambian a Camel en los próximos 30 días? Así podrán ver la diferencia en cuanto a sabor, suavidad..”

Anuncio antitabaco mostrando sus riesgos objetivos

[objetivo de marketing: reducir la disonancia cognitiva]

En estos videos, podemos ver como el el marketing y la publicidad utilizan la teoría de la disonancia cognitiva para llegar a sus consumidores y como necesitamos tomar en cuenta esta alteración para profundizar y hacer más efectivo lo que se quiere trasmitir en el público.